Cláusula suelo, la esperada Sentencia Europea

Fecha: 20 enero, 2017

Escrito por:

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Hemos tenido que esperar meses para que llegará esta Resolución y por fin se aclarará si había que devolver todas las cantidades cobradas indebidamente por las clausulas suelo, o únicamente las cantidades devengadas desde que el Tribunal Supremo, declarase que únicamente había obligación de devolver las cantidades desde aquella famosa sentencia de 9 de mayo de 2013. Esta vino a fijar doctrina “muy controvertida” y que ha generado ríos y ríos de tinta y resoluciones contradictorias, sobre cuestiones tan importantes como si al ser una clausula nula (por considerarse abusiva y poco transparente conforme a los criterios en ella fijados de falta de información, claridad y doble control de incorporación y transparencia) se tenía por no puesta en el contrato, dicha clausula suelo (comisiones ,intereses de demora, etc), o únicamente causaba efectos desde la declaración de nulidad.

Aquella importante sentencia, por la revolución, incluso legislativa, que supuso, aunque muchos, la mayoría diría yo, nos estuviéramos de acuerdo en las consecuencias “irretroactividad de las cantidades ya abonadas”, fijó otros muchos criterios e interpretaciones de la Directiva comunitaria 93/13/CEE de 5 de abril sobre las clausulas abusivas en los contratos celebrados con consumidores, con respecto a las condiciones generales de la contratación, cuando se entiende que una cláusula es abusiva, cuales deben considerarse elementos esenciales del contrato, etc.

Por fin ya tenemos la STJUE de 21 de diciembre de 2016“ por la que se analiza entre otros el significado del Artículo 6. 1. Los Estados miembros establecerán que no vincularán al consumidor, en las condiciones estipuladas por sus derechos nacionales, las cláusulas abusivas que figuren en un contrato celebrado entre éste y un profesional y dispondrán que el contrato siga siendo obligatorio para las partes en los mismos términos, si éste puede subsistir sin las cláusulas abusivas.” Asi establece en su apartado 54 El art. 6.1 Directiva 93/13/CEE debe considerarse una norma equivalente a las disposiciones nacionales que, en el ordenamiento jurídico interno, tienen la naturaleza de normas de orden público.

55 […] “se trata de una norma imperativa que pretende reemplazar el equilibrio formal que el contrato establece entre los derechos y obligaciones de las partes por un equilibrio real que pueda restablecer la igualdad entre éstas.”

56 “Dada la naturaleza y la importancia del interés público que constituye la protección de los consumidores, los cuales se encuentran en una situación de inferioridad en relación con los profesionales, y tal como se desprende del art. 7.1 Directiva 93/13, esta Directiva impone a los Estados miembros la obligación de prever medios adecuados y eficaces «para que cese el uso de cláusulas abusivas en los contratos celebrados entre profesionales y consumidores».

De igual forma se pronuncia de una manera rotunda sobre la obligación del Juez de valorar de oficio las clausulas abusivas. Desgraciadamente nos encontramos multitud de casos (en gran parte la “idea incrustada en nuestra mente colectiva” de que contra este tipo de procedimientos no hay nada que hacer) en los que los ejecutados en la ejecución hipotecaria iniciada por el impago de la hipoteca, no se han opuesto a la misma ni han realizado ningún tipo de alegación, pues bien es el juez de oficio el que tiene que velar por los consumidores así en su apartado 58En este contexto, por una parte, el juez nacional debe apreciar de oficio el carácter abusivo de una cláusula contractual incluida en el ámbito de aplicación de la Directiva 93/13 y, de este modo, subsanar el desequilibrio que exista entre el consumidor y el profesional, desde el momento en que disponga de los elementos de hecho y de Derecho necesarios al efecto”.

Creemos que es una importante sentencia no solo por las consecuencias inmediatas, “devolución de las cantidades abonadas por la cláusula suelo”, sino porque entendemos va a cambiar, o debería, la forma de contratación con condiciones generales, y se va a explicar al consumidor lo que se está firmando y a que se está comprometiendo, al menos ese es el anuncio que se está haciendo desde el Gobierno, que el dia 20 aprobó el Real Decreto Ley 1/2017, de medidas urgentes de protección de consumidores en materia de cláusula suelo, publicado el dia 21 sábado en el que ha entrado en vigor,   por el que las entidades tendrán ( “cuando ellas consideren que existe abusividad”) que arbitrar un sistema por el que se le ofrezca al consumidor la posibilidad de recuperar su dinero de forma extrajudicial, en un plazo de 4 meses máximo (1 mes para preparar el sistema extrajudicial de arbitraje y 3 meses para resolver, todo ello siempre que el consumidor haya reclamado previamente, será necesario valorar que le interesa más al consumidor en cada caso, dependiendo de las clausulas abusivas existente y del importe a reclamar y si realmente interesa o no acogerse a este RDley o si es mejor solicitar al banco anulaciones de cláusulas abusivas de forma global que si no son atendidas acabarán en procedimiento judicial….. todas estas cuestiones las analizaremos en otro comentario

 

 

Volver a: Blog de AELAX > Consumo